Clínica dental Calas

Brackets de última tecnología en Cádiz

Ya sabemos que, para colocar dientes mal posicionados, corregir espacios inadecuados, inclinaciones o una mala oclusión tenemos que recurrir a la ortodoncia y cada vez son más avanzados los tratamientos en esta especialidad de la odontología. En nuestra clínica Calas de Cádiz, además de estar a la última en ortodoncia invisible, contamos con uno de los tratamientos de última generación más avanzados y demandados, los brackets Damon.

Este tipo de ortodoncia comienza a sustituir poco a poco a los tradicionales brackets por su efectividad y numerosas ventajas y de ahí que sea el tratamiento más recomendado por nuestra ortodoncista, Ana Sánchez, en casos en los que no se requiera u opte por la ortodoncia invisible. Esta alternativa a los brackets de toda la vida amplía las opciones de tratamientos de ortodoncia con los que contamos en la Clínica Dental Calas de Cádiz. Un estudio previo y detallado nos permitirá siempre recomendarte la fórmula que más se ajuste a tus necesidades.

¿Qué son los brackets Damon?

Los brackets Damon son una modalidad en la que se usa “un mecanismo de tapa pasivo que mantiene el arco dentro del bracket”, sin necesidad de las ligaduras elásticas o metálicas que se utilizan en los tratamientos tradicionales de este tipo de ortodoncia.

Este sistema de autoligado permite que el arco se mueva libremente, reduciendo la fricción y, por tanto, consiguiendo que los dientes se coloquen con rapidez y de manera más cómoda.

Los Brackets Damon deben su nombre a la marca más conocida en el mercado por este sistema de ortodoncia de última generación, con el que han revolucionado los tratamientos tradicionales recomendados hasta el momento para la colocación de dientes y corrección de problemas de oclusión.

Ventajas de los brackets Damon frente a los tradicionales

La principal ventaja de este tipo de brackets frente a los convencionales es que evitan el uso de las gomas o ligaduras metálicas que servían para unir y ayudar a mover las distintas piezas.

Con la ausencia de estas molestas ligaduras se facilita la limpieza bucal, ya que se evita la acumulación de placa entre las mismas.

Además, el sistema Damon garantiza una menor necesidad de aparatos auxiliares, como los expansores palatinos, o procedimientos invasivos, como la extracción de piezas.

Otra de sus ventajas es su efectividad, llegando a ser un tratamiento de ortodoncia que puede llegar a corregir nuestros problemas de alineación u oclusión en unos 3-4 meses menos que los tradicionales brackets.

Este sistema también tienen opciones que le aportan popularidad entre aquellos pacientes que busquen un tratamiento de ortodoncia invisible o de menor impacto que el suponen los brackets convencionales. Damon incluye en su línea de productos los brackets de material transparente con que se reduce su visibilidad constituyendo así una opción más estética.

Ahora que conocemos este novedoso tratamiento de brackets, sólo nos queda evaluar y diagnosticar cada caso de forma que podamos aconsejaros la mejor opción para corregir un problema de alineación o mala oclusión. El objetivo, que puedas lucir una sana y bonita sonrisa teniendo siempre en cuenta tus necesidades.